Blog de Arinda

OBJETIVO :En este Blog vas a encontrar mis producciones en pintura y escultura. Además, material recopilado a través de mi trabajo como maestra, directora e inspectora, que puede ser de interés para docentes y estudiantes magisteriales .

viernes, 15 de abril de 2011

PARA FANÁTICOS DE LA FILATELIA



 En el marco de los 100 años, con una organización impecable por parte de la Coordinadora de Festejos, ayer 8 de abril de 2011, el Correo Uruguayo presentó el sello y matasello del Centenario de Atlántida.
No es caprichosa esta fecha ya que otro 8 de abril, pero de 1911, comenzaba a sesionar por primera vez la Sociedad Anónima La Territorial Uruguaya.
En un ambiente muy cálido, asistieron autoridades del Correo Uruguayo, de la Comuna Canaria, de la Alcaldía y público en general. El acto se inició con palabras de un integrante de la Comisión Coordinadora, seguido por el Alcalde de Atlántida y el Presidente del Correo. Luego se descubrió una gigantografía del sello que entra en circulación. El Presidente del correo mataselló el primer sello y luego pasaron integrantes de distintas instituciones. También se entregó una gigantografía para la Comisión de Patrimonio. Cerró el acto el Director de Turismo de la Comuna Canaria . Esta importante huella de los Festejos del Centenario finalizó con un brindis


Acto de Presentación del Sello del Centenario que entra en circulación - De izquierda a derecha: Comisión Coordinadora , Maestro Darío Porta - Director del Correo Julio César Silveira - Presidente del Correo, José Luis Juárez - Director de Turismo de la Comuna Canaria, Orlando Scasso - Alcalde Interino de Atlántida, Dr. Ernesto Salaverría.

 Numeroso público se hizo presente en tan significativo evento

El periodista Sergio Gorzy estuvo presente en esta ceremonia

video
Palabras del Maestro Darío Porta


Momento previo a descubrir la gigantografía

Gigantografía del sello
video
Palabras del Alcalde de Atlántida

El Presidente del Correo Uruguayo José Luis Juárez matasella el primer sello del Centenario de Atlántida

Matasellos del Centenario de Atlántida

video
Palabras del Presidente del Correo, José Luis Juárez

El Director del Correo, Julio César Silveira, matasellando

El Director de Turismo de la Comuna Canaria, Orlando Scasso, matasellando 

El  Alcalde Interino de Atlántida, Dr. Ernesto Salaverría, matasellando

Presidente del Centro Comercial de Atlántida, Daniel Cambón, matasellando

Integrante de la Comisión de Patrimonio As.Soc. Olga Píriz, matasellando

Presidente de la Liga de Fomento de Atlántida, Ing. Agr. Carlos Schiavo, matasellando

Representante de la Comisaría de Atlántida matasellando

Representante de la Jefatura de Policía de Canelones matasellndo

Secretaria de AJUPENA matasellando

Integrante de MIRSYNE, Maestra Mireya Bracco , matasellando

Presidente del Club de Leones, matasellando

 Secretario del Rotary Club matasellando





Funcionarias del Correo Uruguayo vendiendo al público sobre matasellados y carpetines del sello del Centenario.

Recibiendo la gigantografía del Sello homenaje al Ing. Eladio Dieste





Imágenes del brindis final

Cecilia Pereyra, autora del afiche ganador del Centenario.

Gigantografía del sello del Centenario y de Eladio Dieste


Sobre "Primer día de Emisión del Sello y Matasellos Centenario de Atlántida"

En el marco de la celebración de los 100 años de Atlántida, la Coordinadora de los Festejos elevó una propuesta al Correo Uruguayo para que se emitiera un sello postal conmemorativo, con la imagen del Edificio “El Planeta”, o de “La Quimera” (El Águila). Tras gestiones que insumieron varios meses y muchas consultas fue aceptada la  propuesta de utilizar “El Planeta” en el Sello y la imagen del Águila en el Matasellos
 
 “EL PLANETA” – UN  EDIFICIO CON HISTORIA

 Fotografía del "El Planeta" Hotel

El Edificio “El Planeta”, inaugurado en 1937, fue obra de Natalio Michelizzi.
Michelizzi era un hombre imaginativo, emprendedor, decidido y de gran empuje y audacia.
Nació en Calabria, Italia, en el año 1896, viajó a Argentina y se radicó en Buenos Aires, desde donde representaba la compañía “Planeta”, fabricante de máquinas impresoras. Esto dio, más tarde, origen al nombre del hotel.
Este personaje era asiduo visitante de Uruguay y cuando llegó a Atlántida como turista,  en 1935, se sintió fascinado por la belleza del lugar.
 Alojado en el hotel Atlántida, frente a la playa, pudo disfrutar de la fragancia de los pinos, del rumor del mar, de los impresionantes barrancos y del dorado de los extensos arenales. Fue aquí que encontró “su lugar en el mundo” y decidió comprar los terrenos aún no vendidos y los predios que no estaban urbanizados.
Es así que “La Territorial Uruguaya Sociedad Anónima” vendió a Natalio Michelizzi tierras de su propiedad, según escritura  firmada por el escribano Héctor A. Gerona, el 16 de mayo de 1936.
De inmediato comenzó a construir un hotel para el gran turismo internacional, ya que la capacidad hotelera de la época era insuficiente en relación a la cantidad de veraneantes que venían a Atlántida, atraídos por la belleza natural del lugar.
Como era un apasionado por todo lo vinculado al mar, decidió que el hotel Planeta tuviera la forma de un barco y encomendó la construcción a la  empresa García Otero, Butler y Pagani.
En seis meses, trabajando de día y de noche, la obra quedó concluida.
Según cuentan los lugareños, en la noche de su inauguración, la playa frente al hotel, se llenó de gente con velas encendidas para conmemorar el acontecimiento.
La originalidad  de la obra radicó en que -por el lugar donde estaba construido- el barco daba la impresión de estar pronto a soltar amarras y partir mar adentro.
En un principio fue muy lujoso. Fue el primer hotel que reunía prácticamente todas las comodidades ya que contaba con calefacción, baño privado y agua caliente, lo cual para la época era excepcional.
El edificio contaba con cuatro pisos, planta baja y un subsuelo; el hall de entrada era dominado por una magnífica escalera doble, de mármol,  que se fusionaba en el primer rellano y conducía a los pisos superiores. El techo estaba decorado con relieves abstractos, con suave iluminación incluida en el techo mismo. El ascensor, algo escondido hacia la derecha, era muy pequeño, con capacidad para sólo cuatro personas y era solamente para el uso de los turistas. Éste no llegaba al cuarto piso, al cual se accedía por una amplia escalera que partía del hall del tercer piso e iba a dar a la puerta de la única suite del cuarto piso, que ocupó Michelizzi con su familia.
Las habitaciones del lado del mar tenían una magnífica vista de la Ensenada de Santa Rosa, mientras que las del otro lado daban al centro de Atlántida.
La suite del cuarto piso (en el frente, arriba) tenía vista hacia ambos lados, e incluía un mirador.
El Edificio estaba rodeado de hermosos jardines, con rosales perfumados y coloridas hortensias, al cuidado de Vicente Vizcaíno, que eran la admiración de lugareños y turistas.
En el proyecto original incluía un lago artificial alrededor del edificio, para lograr mayor efecto visual. Este lago no llegó a concretarse, porque el Banco Hipotecario no le otorgaba el préstamo  si no construía un hotel más convencional, según algunos, o porque la Intendencia de la época no lo autorizó, según otros.
Michelizzi además, realizó un trabajo exhaustivo de promoción del balneario, lo que atrajo una gran afluencia turística. Su hotel alojó a la aristocracia argentina y uruguaya que pasaba aquí sus tres meses de vacaciones. En el año 1941 construyó el Anexo que se llamó “Golf Palace”. Construyó el local e inauguró el primer Casino de Atlántida. Compró también y mejoró la cancha de golf.  
El hotel, con su Anexo, fue gerenciado por la Sra. Marcela Benincampi, la compañera de Michelizzi; hija de un diplomático italiano, nacida en Alejandría , Egipto, en el año 1900.
Natalio Michellizi disfrutó poco de sus maravillosas obras, pues murió en el Hospital italiano, el 21 de junio del año 1953, a los 57 años, luego de una cirugía de vesícula.
El hotel siguió funcionando un tiempo luego de la súbita muerte de su dueño y finalmente fue transformado en edificio de apartamentos y así funciona hasta la actualidad.
Las Comisiones del Edificio “El Planeta” han mantenido su diseño original
El 19 de diciembre de 2005, por la  ley Nº14.040, el Ministerio de Educación y Cultura - Comisión del Patrimonio Cultural de la Nación, declaró al edificio “El Planeta”  como Monumento Histórico Nacional.

Fuentes-
Rosario Infantozzi Durán _ “Cuentos de Viento y de Mar – Historias de Atlántida”.
Juan Manuel Gutiérrez Laplace _ “Atlántida- Un sueño que surgió desde las olas”..
Entrevistas a los lugareños.
Wikipedia.